PAVO ASADO AL VINO BLANCO

  • 1 pavo descongelado de 6 a 7 kg . Guardar el pescuezo y patas para preparar el caldo
  • ½ – ¾ de taza de mantequilla, derretida
  • Ramas de finas hierbas (tomillo, salvia y romero)
  • Agua, aproximadamente 1 ½ taza
  • 1 cebolla grande
  • 1 ½ taza de vino blanco seco
  • 4 tazas de caldo de pavo
  • 1/3 de taza de harina
  • sal
  • pimienta

 

Para el pavo:

 

  • Primero debemos limpiar y lavar el pavo por dentro, por fuera y secarlo. A continuación doblamos la piel del pescuezo hacia abajo para cerrar la cavidad. Podemos cocerlo o asegurarlo con un mondadientes.
  • Colocamos el pavo en una rejilla dentro de una bandeja de nuestro horno. Lo sazonamos con sal y pimienta y lo frotamos con la mantequilla derretida por dentro. Podemos introducir un ramo de hierbas en la cavidad. Frotamos bien el pavo con el resto de la mantequilla por afuera. Y sazonar con sal y pimienta.
  • Atamos las patas del pavo juntas. Colocamos un trozo de papel aluminio encima de las pechugas del pavo y aseguramos con un mondadientes. Esto se hace para que el pavo no se dore demasiado. Llevar el pavo al horno en 340 grados durante 1 hora.
  • Agregamos una y media taza de agua en la bandeja de horno y seguimos horneando durante 2 horas más, bañando con los jugos aproximadamente cada 20 minutos. Retiramos el papel aluminio a mitad de cocción para que el pavo adquiera un color dorado. Retiramos del horno y dejamos enfriar aproximadamente 30 minutos.
  • Para la salsa:
  • En una sartén salteamos la cebolla en 3 cucharadas de aceite o en un poco de la grasa que se le retiró al caldo hasta que esté dorada.
  • Incorporamos la harina y mezclamos. Agregamos el líquido de cocción con el vino caliente, moviendo rápidamente para evitar formar grumos. Llevamos a hervir y cocinamos por 10 minutos.
  • Agregamos el caldo de pavo (preparado con el pescuezo y patas del pavo) hasta obtener la consistencia deseada y sazonamos con sal y pimienta. Y ¡listo!